Un repaso por la historia del Mini Cooper

Un repaso por la historia del Mini Cooper

El coche Mini está reconocido como el segundo coche del siglo XX, gracias a un diseño clásico de ingeniería de más alto nivel en automoción. Su historia es bien larga desde su nacimiento hasta la actualidad. Aquí te la repasamos brevemente.

Origen y evolución del coche Mini

Su origen se remonta a 1959 en la localidad de Longbridge (Inglaterra), donde Alexander Issigonis crea un automóvil de pequeñas dimensiones bautizado como Classic Mini, que causa gran sensación en su estreno. La empresa que lo vio nacer fue British Motor Corporation (BMC), que después diseñaría sucesivos modelos. Por ejemplo, la camioneta Mini Pickup, el Wolseley Hornet y el Riley Elf.

Un salto del vehículo fue con John Cooper, del que tomaría su nombre el nuevo automóvil deportivo, con más potencia y cilindrada. El Mini Cooper fue fruto de la búsqueda de un mayor rendimiento, así como de disponer de un coche más competitivo. Eso sí, su producción fue breve.

Más adelante fueron naciendo versiones mejoradas del mismo. Otras del vehículo clásico fueron el Moke de 1964, que no tenía puertas y estaba pensado para uso militar, o también el Clubman, un vehículo ligeramente más grande y con un diseño delantero algo distinto. Variedad de otros modelos se fabricaron con pocas unidades.

Durante la década de 1970, la serie Classic Mini consigue vender unas tres millones de unidades. En los siguientes años sigue incrementando sus ventas porque ya era todo un clásico con su clientela y éxito. A partir del año 2000 ya deja de fabricarse pero no permanece mucho tiempo fuera de mercado porque en 2001, la compañía BMW compra la marca.

BMW toma el relevo

BWM lanza el Mini Cooper y el Mini One. Dos coches diferentes al tradicional, rediseñados, pero que mantienen su parecido estético. Más adelante sacaron también diferentes modelos como el Cabriolet (2004), con techo de lona y de accionamiento electrohidráulico, o el Castagna Croos Up (2005), muy exótico, con una caja atrás y que se podía personalizar.

Con una carrocería más larga y la curiosidad de tener solo puerta lateral en un lado, en 2007 llegó el Mini Clubman. Otro modelo curioso fue el Clubvan del 2012, dirigido a empresas de servicios con un diseño muy llamativo. Ese mismo año nació igualmente el Countryman como primer croosover de Mini. Luego se fabricó el Paceman, una versión deportiva de la gama Cooper.

En los siguientes años hasta la actualidad, han ido naciendo nuevos Mini modernos, con prestaciones mejoradas, hasta llegar a los dos que puedes encontrar en Velodico: el Mini Cooper SD del 2015 y el Cooper del 2017.

Deja una respuesta